Estas características derivan del hecho central de que los sensores digitales funcionan en forma lineal, a diferencia del negativo fotográfico, que es un dispositivo no lineal. En el negativo, ante cada incremento de exposición se produce un incremento proporcional de ennegrecimiento, pero esto ocurre sólo en la zona de los tonos medios. Las altas luces y las sombras no se registran en forma proporcional. Se trata del fenómeno de la compresión tonal en los extremos de la escala. Podemos apreciar esta característica examinando una curva sensitométrica, que tiene la forma de una letra «S» alargada.

Curva sensitometrica

La forma en S de la curva sensitometrica de una película negativa Blanco y Negro

El ojo humano también funciona de forma no lineal. Nuestra percepción del contraste varía con los diferentes niveles de la iluminación.

Cómo funciona el sensor digital

El sensor digital, en cambio, es simplemente una máquina de contar fotones. No participan en su funcionamiento procesos químicos. Su constancia es matemática.

Tomemos por ejemplo un sensor que funciona a 12 bit. Cada fotosito del sensor tendrá la capacidad de grabar un total de 4096 valores diferentes.

Lo más ingenuo sería creer que si tenemos una escena con seis pasos de diafragma de latitud, los 4096 valores se dividen por 6 y disponemos casi de 682 niveles diferentes para asignar a cada paso de diafragma. Nada más equivocado. En realidad el nivel 2048 representará el valor para el segundo paso de diafragma, el nivel 1024 corresponderá al tercero, la mitad al cuarto y el último paso dispondrá así de 64 niveles.

La asignación de data para registrar una escena es proporcional al nivel de iluminación. Disponemos de más niveles de información para describir las altas luces que para describir las sombras.

Comparación entre la distribución lineal propia del sensor digital y la corrección luego del procesado RAW

El resultado visual de la imagen capturada por el sensor y sin procesar es el de una fotografía visualmente clara, con un contraste muy bajo. Más o menos lo que se ve al abrir un archivo RAW por primera vez.

Cuando fotografiamos en JPG, la cámara asigna una curva pre-fabricada a los datos del sensor, oscurece las sombras, aclara las altas luces y descarta el 70 % de la información.
Las cámaras compactas suelen producir una curva JPG más contrastada, bloqueando los negros para impedir la visualización del ruido. Muchos fotógrafos que cambian de cámara encuentran «chatas» las imágenes de su primer reflex digital.

En cambio, si nosotros procesamos la información RAW, asignamos cada valor numérico producido por la cámara al lugar tonal que nos interesa para reconstruir la escena fotografiada.

Son varias las conclusiones que podemos sacar de estas características.

Si el fotógrafo subexpone deliberadamente la imagen para evitar quemar las altas luces, estará desaprovechando el rango tonal que puede captar con el sensor. Cuando recupere los valores tonales originales, encontrará ruido en las sombras porque dispondrá en ellas de muy poca información. Cuanto más barata sea su cámara más problemas tendrá con el empleo de esta técnica.

La segunda conclusión puede entrar en conflicto con todo lo que hemos aprendido sobre fotometría para película. Si yo quiero obtener la mejor calidad de imagen digital debo proceder de acuerdo a un sistema de recolección de datos y no a uno de evaluación visual de la imagen.

Esta técnica se denomina en inglés ETTR, «Expose To The Right», que en español significa «Exponer Hacia la Derecha». Por supuesto que ésta es una técnica para RAW, en JPG no se aprovechan estas características.

Empleando ETTR, si voy a fotografiar un gato negro sobre una pila de carbón, no debería producir un histograma volcado sobre la izquierda, por más que esto sería lo correcto desde el punto de vista visual. Desde el punto de vista de la recolección de datos, lo más eficiente es obtener un histograma volcado sobre la derecha, visualmente erróneo pero mucho más rico en información. Una vez en el módulo RAW de la computadora se reasignan los valores hacia el negro y aprovechamos toda la capacidad del sensor.

1) Pantalla de apertura de la una foto expuesta de acuerdo al fotómetro – 2) Pantalla de apertura de la una foto expuesta hacia la derecha – 3)Pantalla de apertura de la una foto expuesta hacia la derecha con los valores redistribuidos luego del procesado RAW

El concepto de exposición correcta sufre así una revisión. La exposición visualmente correcta no garantizaría los mejores resultados.

La técnica de ETTR o Exponer Hacia la Derecha consiste así en producir un histograma lo mas desplazado a la derecha que nos resulte posible sin quemar las altas luces. Esta técnica funcionará mejor con motivos de contraste medio o bajo. En sujetos de contraste alto, las altas luces acotan la posibilidad de su aplicación.

4) La foto expuesta de acuerdo al fotómetro sin ningún procesado – 5) La foto expuesta hacia la derecha sin ningún procesado – 6) Detalle de la foto expuesta hacia la derecha y corregida. (Sólo corrección de exposición) Se puede apreciar una reducción del ruido y una escala tonal mas continua – 7) Detalle de la foto expuesta normalmente. El nivel de ruido es mayor y la gradación tonal menor

Si usted hace bodas, no le aconsejo esta técnica porque el vestido de la novia siempre estará cercano al límite derecho del histograma. Pero esto no quiere decir que deba subexponer continuamente como técnica de seguridad.

Para catálogos y productos esta técnica funciona perfectamente bien, así como para paisajes y retratos.

El concepto de sensibilidad también queda sujeto a revisión. De hecho, algunas de las implementaciones de la norma ISO 12232:2006 que regula la sensibilidad en las cámaras digitales se aplican solamente a archivos JPG en espacio de color sRGB. Los RAW no están alcanzados por esta norma. El histograma de la cámara no nos muestra la distribución tonal para RAW, sino para JPG, con el contraste lineal ya corregido.

En el futuro nos veremos cada vez mas enfrentados a situaciones de recolección de datos con independencia del aspecto visual, que será «recuperado» en la computadora.

Si usted tiene una técnica de exposición que funciona no la altere, pero tómese un tiempo para hacer pruebas. Procure exponer logrando un histograma lo más extendido a la derecha posible sin quemar las altas luces. Luego rectifique los tonos en la edición RAW.

Compare los resultados una vez corregidos. Quizás no sea un tiempo perdido.

Mariano Molinari

Bibliografía:
Bruce Fraser. Raw Capture, Linear Gamma and Exposure. Adobe White Paper 2004
Bruce Fraser. Understanding Raw Capture. Adobe White Paper. 2004
Bruce Fraser y otros. Camera Raw con Photoshop Anaya Multimedia CS3 2008


Informate sobre nuestro curso de fotografía nivel 1 presencial…

Informate sobre nuestro curso de fotografía nivel 2 presencial…

Informate sobre nuestro curso de fotografía nivel 1 a distancia…

 


0/5 (0 Reviews)