Como mejorar la exposición con flash usando el número guía

Muchos fotógrafos encuentran problemas para exponer correctamente utilizando el flash. ¿Cuáles son los secretos para lograr una exposición perfecta?

Consideremos  la potencia de los flashes. ¿Cómo se miden o se comparan diferentes flashes entre sí?  Algunos fabricantes de flashes de estudio suelen emplear como indicación de la potencia de sus equipos  una unidad derivada  denominada Watt por segundo, que se abrevia  como Ws o W/s y que expresa la energía equivalente para sostener una potencia de 1 Watt durante un segundo.  También  hay una unidad llamada Joule, o Julio, que expresa lo mismo y que es utilizada por otros fabricantes,  de modo que podremos tomar ambas expresiones como equivalentes.  Se trata de algo parecido a la unidad que emplea  la empresa de electricidad para cobrarnos el consumo: el Kilowatt/Hora.

Ahora bien, los Joules o W/s expresan la potencia eléctrica que el circuito del flash entrega a la lámpara de disparo. Pero aquí empiezan las diferencias.

En primer término, sabemos que hay lámparas más eficientes que otras, que producirán más o menos luz con la energía eléctrica que reciben. Además la lámpara del flash produce un flujo luminoso en todas las direcciones del espacio, del mismo modo  que emite luz una lamparita colgada  en el centro de una habitación.

En el caso de los flashes de estudio, ese flujo luminoso está dirigido por un reflector intercambiable que rodea la lámpara. La consecuencia de esto es que el aprovechamiento de la potencia entregada por el circuito a la lámpara está condicionado por la eficiencia luminosa de la misma  y por el tipo de reflector que tenga colocado  el flash, con lo que la medida de potencia eléctrica entregada a la lámpara es sólo un indicio de lo que puede llegar a ser la iluminación producida. Los flashes de estudio cuentan con un control de  potencia variable, y  su potencia se expresa siempre con el control en su punto máximo.

Veamos un ejemple práctico: Un flash de estudio con un reflector estándar (el conocido reflector corto  “para paraguas”)  producirá luz en un ángulo abierto, mientras que un flash de estudio con un reflector plateado más cerrado producirá más potencia  pero en un ángulo más cerrado, potencia que se concentrará en una superficie menor.  Lo mismo ocurrirá si empleamos un paraguas blanco o plateado. Con el paraguas blanco repartiremos menos luz en más superficie, mientras que con el paraguas plateado concentraremos  más luz en menos superficie, con dos resultados  diferentes.

De ahí podemos concluir que la capacidad luminosa de un flash de estudio está seriamente condicionada por los accesorios que usamos.

La potencia nominal en W/s o Joules no nos permite establecer el diafragma a usar, sólo nos sirve para comparar diferentes equipos al momento de comprarlos, momento en el cual   podemos usar además  otro parámetro comparativo que es la relación Dólar por W/s.

Veremos así que los equipos de baja potencia, por ejemplo de 200 W/s presentan históricamente un precio por W/s más alto que los equipos de mediana potencia , por ejemplo de 500 W/s . En el otro extremo, los equipos de alta potencia, de 1500 W/s o más  vuelven a ser caros si se toma la relación Dólar por W/s.
También tenemos que tener en cuenta que varias fuentes de 500 W/s se pueden sumar, pero que una fuente de 1500 W/s no se puede dividir.

Los números que designan a  los diferentes modelos de flash de estudio no siguen un patrón comparativo. Algunas empresas colocan como número del modelo la potencia en Joules, otros usan  el número guía para ISO 100, y a veces nos encontramos con números de fantasía unidos al nombre del flash.

Cómo determinar la exposición con el flash

No hay duda que la determinación más exacta y práctica de la exposición con flash de estudio se hace con  un fotómetro de mano, que tiene dos funciones.

La primera es comparar la intensidad de la iluminación producida por cada una de las unidades que usamos, la segunda es la determinación del diafragma de exposición de la toma.

Un fotómetro no es una inversión enorme, no se desvaloriza con el tiempo,  puede costar  el  5 % del valor de un equipo sencillo  de réflex digital más  flashes de estudio y nos asegura un buen control de la calidad.
Muchos fotógrafos emplean, sin embargo,   un curioso método para encontrar la exposición: hacen disparos sucesivos tratando de encontrar la combinación ideal entre la  distancia del flash al sujeto con el diafragma y la luz ambiente. Esto tiene como resultado el desgaste del obturador de la cámara empleada como fotómetro, del propio flash y, lo que es más grave, el desgaste de la persona fotografiada, que recibe flashazos a discreción sin que el fotógrafo  le preste atención porque está preocupado en acertar el diafragma correcto, sobre todo en el primer tramo de la sesión fotográfica.

Sería bueno entonces conocer  también otro método para determinar el diafragma, más viejo que el fotómetro, y que puede servir como alternativa al trabajo “a ojo”.  Cuando no existían los flashes dedicados ni los automáticos,  la única manera de acertar el diafragma correcto en fotoperiodismo, bodas o fotografía industrial era usar el número guía.

¿Qué es el número guía?

Es un número que expresa la potencia luminosa que emite un flash con un reflector determinado y que, dividido por la distancia en metros al sujeto  nos va a dar el diafragma correcto para una determinada sensibilidad.

El número guía se usó desde la invención del flash de magnesio, en el siglo XIX hasta  1975, fecha de la aparición del  flash automático, de modo que no sería una mala idea retomar su uso con las ventajas de los equipos actuales.

Veamos cómo se  usaba : un fotógrafo  estimaba que su personaje aparecería en escena a 4 metros de distancia, por lo que dividía el número guía de su flash, que podía ser 45, por los 4 metros, con lo que estimaba un diafragma f/11 para ISO 100. Si el personaje se acercaba o se alejaba, volvía a calcular, todo esto sin ver la foto hasta que estuviera revelada. No parece un mal método.
El número guía nos dice que tan potente es nuestro  flash,   o dicho de otro modo,  que superficie puede iluminar con una determinada intensidad.

Hay cuatro modos para determinar el número guía de nuestro flash:

1) Comenzar a usar el número guía que figura en el manual provisto por el fabricante. Generalmente se trata de una apreciación optimista, pero sirve como punto de partida. Si consistentemente se obtienen resultados sobre expuestos elevaremos el  número guía, mientras que si los resultados son de subexposición, reduciremos el número guía.  Hay que averiguar para que tipo de reflector está calculado ese número guía.

2) Buscar en la web cual es el verdadero número guía de nuestro flash. Aquí les dejo dos links para empezar:
http://olegkikin.com/guidenumber/   y  http://www.camerarepairer.co.uk/FlashSpec.htm

3) Conseguir un amigo con fotómetro de mano y  determinar  que diafragma obtenemos a un metro de distancia para una determinada sensibilidad.  Ese es el número guía.

4) Colocar una persona a dos metros  de distancia del flash y  disparar varias tomas en todos los diafragmas, con el  flash pegado a la cámara.  Seleccionar la toma correcta. El diafragma de esa toma debe multiplicarse por dos (Debido a los dos metros de distancia) y ese será el número guía.  Proponemos hacer el cálculo a partir de los dos metros para evitar  que pequeños errores de distancia  puedan alterar el resultado

Cómo usar el número guía

Grafico número guia para iluminación Gráfico del número guía

 

Si tenemos un flash de estudio con un número guía 80, y lo estamos empleando directo, dividimos la distancia del flash al sujeto por la distancia en metros, y ese es nuestro diafragma. Supongamos una distancia de 10 metros: Nuestro diafragma es f/8.

Si vamos a rebotar ese mismo  flash en una pared blanca  lateral, sumamos la distancia del flash a la pared y de la pared al sujeto. Por ejemplo: Distancia del flash a la pared 2 metros. Distancia de la pared al personaje: 5 metros. Total: 7 metros. Si dividimos el número guía 80 por los 7 metros, obtenemos 11,42, es decir  un diafragma entre f/11 y f/16.

Pero como estamos rebotando la luz sobre una pared blanca, abriremos un punto más de diafragma, para compensar la absorción de la superficie, con lo que nuestro diafragma estará entre f/8 y f/11, Para medir las distancias usar  nuestra cámara, o aprender  a dar pasos de un metro de largo y contarlos.

Cómo trabajar con el flash dedicado

El flash dedicado en modo TTL resulta muy útil para tomas en movimiento, pero en el caso de las tomas fijas, como retratos o naturalezas muertas, se convierte en un problema, porque cualquier alteración del motivo, como la posición ante el fondo, los gestos  o los cambios de ropa  o fondos afectarán la exposición.
Si usamos un flash dedicado junto con un soporte para paraguas, lo ideal es colocar el flash en modo manual y determinar la exposición calculándola mediante el número guía. Sumaremos la distancia Flash – Paraguas  a la  distancia Paraguas – Sujeto, dividimos por ella el número guía y abrimos un diafragma en el caso del paraguas blanco.

Desde hace más de 170 años, el principal problema técnico es el de la exposición. No es posible hacernos ningún planteo acerca de cómo tomaremos una fotografía si antes no determinaos  qué diafragma vamos a utilizar. El número guía puede ser un gran aliado en esta tarea.

Mariano Molinari

 


 

Informate sobre nuestro curso de iluminación presencial…

Informate sobre nuestro curso de iluminación a distancia…

 


Compartir: Facebook Twitter Google+ Delicious Digg Reddit

7 comentarios to Como mejorar la exposición con flash usando el número guía

  1. Marcelo dijo:
    19 de Enero, 2012, 09:39

    Muy buena explicacion! Yo no llevo mucho tiempo sacando fotos y voy aprendiendo en forma autodidacta. Siempre antes de comenzar cada boda, utilizaba a el camarografo como modelo y calculaba que diafragma usar. Pero esta es una muy buena tecnica, voy a ponerla en practica! Muchas gracias por tu aporte Mariano!

    Responder

    • María Jordán dijo:
      19 de Enero, 2012, 12:36

      Buenísimo!, ponela en practica y después contanos los resultados. Saludos

      Responder

      • Marcelo dijo:
        20 de Enero, 2012, 12:40

        Hola, queria preguntarles, en el caso de que yo use el flash a mitad de potencia o menos, como se calcula con este metodo? Gracias!

      • Mariano Molinari dijo:
        20 de Enero, 2012, 17:39

        En ese caso deberías calcular un nuevo número guía con alguno de los métodos que mencionamos en la nota.

  2. P. ALFREDO CASTRO. dijo:
    19 de Enero, 2012, 10:37

    LINDO REFRESCO PARA UN VIEJO QUE USABA EL MATADOR 2 O 3 DE METZ.

    Responder

  3. Gracias maestro por esta explicación. Bastante que aprender con todo lo que publicas. Saludos desde Bogotá, Colombia.

    Responder

Deja tu comentario »

*

* Obligatorio, pero no se mostrará